GRANADA es noticia
La casa de las mamparas
Publicidad

Un día más, la Junta de Andalucía deja a 300 niños en riesgo de exclusión social sin poder comer en Granada

UGT sigue con las concentraciones para reclamar la apertura inmediata

IMG_2357_optDelegados y delegadas de UGT se han concentrado hoy por tercera vez en la Delegación de Educación de Granada, para reclamar que se abran de inmediato los comedores de los centros educativos concertados Amor de Dios, Luisa de Marillac y San José, en la zona norte de la capital, una de las más desfavorecidas de Granada, ya que en muchos casos, el almuerzo que allí realizaban unos 300 alumnos y alumnas, era su única comida del día, y para que los trabajadores de dichos comedores puedan reincorporarse a sus puestos.

A lo largo de la concentración, han sido recibidos por el Delegado Territorial de Educación de la Junta de Andalucía en Granada, que se ha reunido con una comisión de delegados de UGT, acompañados por la Secretaria General de Sindicato en Granada, Manuela Martínez.

Del contenido de la reunión se ha informado con posterioridad a las personas concentradas, que han decidido esperar a conocer los pormenores de una reunión que se está celebrando hoy en Sevilla sobre el tema, para decidir, en caso de que no se plantee la apertura inmediata de los comedores, las futuras acciones de protesta a partir de la semana que viene.

Tras la reunión con el Delegado, Manuela Martínez, Secretaria General de UGT Granada ha reiterado su exigencia a la Junta de Andalucía para que la reunión de hoy en Sevilla sea definitiva para solucionar este problema de una vez por todas, porque hay 300 niñas y niños de la provincia de Granada a los que se les está privando de su único plato de comida fuerte al día. Como ha explicado la ugetista, al Sindicato le preocupa mucho la situación y no se va a parar la movilización, ha insistido Martínez, (UGT), hasta que dicho alumnado esté perfectamente alimentado ya que estamos hablando de un caso de emergencia social.
Y también, recuerda Martínez (UGT) para que los trabajadores afectados por el cierre de dichos comedores, unos 15, puedan volver a trabajar.

Porque no es admisible, ha dicho, que un simple problema administrativo esté causando que la Junta de Andalucía deje a su suerte precisamente a los miembros más vulnerables de la sociedad.

Por último, la máxima representante del Sindicato en Granada, reitera que ya ha pasado el tiempo de las palabras, y ha llegado el momento de los hechos, por lo que advierte que las movilizaciones se mantendrán mientras no se abran los comedores.

Etiquetado como:

Acerca del autor

Artículos relacionados

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.